Endoscopias

La Endoscopia es una prueba diagnóstica que consiste en la introducción de un endoscopio a través de un orificio natural del paciente para proceder a la exploración del interior de los órganos.

El endoscopio es un tubo flexible y delgado, el cual contiene una luz y una lente que permite la visualización del interior de la cavidad corporal. Según el orificio por el que se introduzca el endoscopio:

  • Por boca hasta duodeno: endoscopia digestiva alta o panendoscopia oral diagnóstica, que visualiza el esófago, el estómago y el duodeno.
  • Por ano hasta ciego: endoscopia digestiva baja, que visualiza el recto, el colón y el sigma.

La Endoscopia, además de ser un procedimiento diagnóstico mínimamente invasivo, también puede realizar toma de biopsias.

En nuestro servicio se realizan siempre que es posible bajo sedación anestésica para una mayor comodidad del paciente.

Técnicas relacionadas